¿Dolor de muelas? La causa puede ser sinusitis

26 de Mar de 2013

Hay pocas cosas tan molestas y dolorosas como un dolor de muelas (el nombre que se le da en general al dolor de cualquier diente en la boca y que no se limita solamente a las muelas). La mala higiene dental puede llevar al desarrollo de caries, que cuando son muy profundas al estar muy avanzadas, pueden incluso provocar abscesos cuando afectan la raíz del diente. Otras veces, los dolores se producen por la infección de las encías (o gingivitis), o por un trauma o lesión que ha sufrido el diente. Hay otra causa de dolor en esa área, que a menudo no se debe al típico dolor de muelas y es la sinusitis.

La sinusitis consiste en la inflamación de los senos nasales, las cavidades óseas que hay en los huesos de la cara alrededor de la nariz. Cuando la persona está sana, los senos nasales están llenos de aire húmedo, pero a causa de una infección (viral o bacteriana) o una alergia, los senos nasales puede irritarse e inflamarse, produciéndose la sinusitis. Se reconoce por los siguientes síntomas: congestión nasal, dolor de cabeza y puede haber inflamación (hinchazón) debajo de los ojos. También puede provocar que duelan los dientes maxilares (los 16 dientes situados en el maxilar superior) ya que las raíces de estos dientes se encuentran muy cerca de los senos nasales maxilares.

¿Dolor de muelas o sinusitis?

Para determinar la causa del dolor de muelas, el dentista puede realizar una prueba de percusión, golpeando suavemente la superficie de cada diente para localizar el dolor. Si el dolor no se localiza en un diente determinado, sino que se extiende por varios a la vez, entonces se trata de una sinusitis.

El tratamiento de la inflamación o la infección de los senos nasales puede consistir en gotas o atomizadores nasales, medicamentos para la alergia y/o antibióticos para aliviar y curar la sinusitis, dependiendo de la causa. Consecuentemente también mejorará el dolor de dientes.

Una relación muy estrecha

El cuerpo humano funciona como una maquinaria de muchas piezas que interactúan unas con otras. El buen estado o el deterioro de una afecta a la otra. Y la boca y las áreas del rostro que la rodean, como ves, no son una excepción.

La infección de los senos nasales o la sinusitis tiene efectos negativos en la boca, como provocar dolor, hacer más difícil mantener una higiene bucal adecuada, y puede causar mal aliento. Por otro lado, algunas condiciones dentales, como las caries, los dientes retenidos o impactados (que no logran salir completamente a través de la encía, que también se conocen como cordales impactados) y las fracturas del esmalte o de la corona, también pueden empeorar la congestión de los senos nasales.

Una buena salud dental que se mantenga a base de los hábitos de higiene adecuados y las visitas periódicas al dentista son clave para evitar las caries, la enfermedad de las encías, así como para corregir cualquier condición, como los cordales impactados o el desgaste de las coronas, que pueden ocasionar dolor a largo plazo.

Ten presente que el dolor es siempre un aviso de que existe un problema y debes prestarle atención. Si comienzan a dolerte los dientes, recuerda que puede deberse a varias causas. Para salir de dudas, que se establezca el diagnóstico, prevenir complicaciones y encontrar la solución, visita a tu dentista.

Fuente: Vida y Salud

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*